Printfriendly

Helado picante de chocolate y chile



Un helado de chocolate ya es apetecible por si sólo siendo uno de los sabores más demandados, pero...¿y si le añadimos chile? Pues la primera impresión puede provocar muecas en tu cara, pero su sabor es realmente impactante. Es importante que el chocolate sea sin leche y bien amargo. Ni el chile ni el propio chocolate pierden identidad, es más, me atrevería a decir que el picante suaviza el empalagosamiento del chocolate. No pica en exceso y eso que le pusimos bien de chile pero te queda ese regusto picantón increible.

Es un helado muy Mexicano aunque no existen grandes referencias de su elaboración o al menos no hemos podido encontrarlas, así que... ¡toca improvisar!



INGREDIENTES:

- 3 yemas de huevo
- 40 gr de azúcar invertido
- 200 ml de leche
- 200 ml de nata para montar
- 160 gr de chocolate para fundir
- 1 vaina de vainilla
- 4 chucharadas de chile seco y molido (ají)

ELABORACIÓN:



Comenzaremos poniendo la leche a fuego medio en un cazo amplio, le añadiremos las vaina de vainilla y el chile molido. Dejaremos que se infusione bien. Lo mantendremos al fuego unos 5 minutos aproximadamente, evitaremos que la leche hierva para que no se nos forma una capa de nata. 

Una vez que lo hayamos retirado del fuego y se  haya enfriado, colaremos la leche para eliminar todo el chile y las semillas de la  vainilla y volveremos a ponerla en una olla amplia. 




La leche se habrá impregnado de todos los sabores y habrá tomado un color ocre increible, la tentación me levó a probar una cucharada y descubrí que lo increible no era el color sino el sabor, no conocía un algo igual, gran descubrimiento

Seguidamente, batiremos en una recipiente las yemas de huevo y cuando estén bien batidas, le añadiremos la nata y el azúcar invertido.  




Volveremos a poner la olla con la leche al fuego y cuando empiece a tomar temperatura, le iremos añadiendo poco a poco la mezcla de yemas y nata batidas. Removeremos constantemente para que nos se nos cuajen las yemas de huevo. 

He de confesar que llegado a este punto no pudimos resistirnos y le añadimos una cucharadita más de chile molido...¡¡queríamos más potencia y que mejor que más chile!! Así serían bombas de sabor cuando te las encontraras enteras en el helado. Aunque si no os atrevéis no le añadáis este extra, aunque tengo que decir que el chile se ve muy desvirtuado por efecto del chocolate. Pierde bastante picor.




Finalmente, añadiremos los lingotes de chocolate a la olla y lo derretiremos en la mezcla anterior.  Siempre deberemos evitar que se produzca ebullición para evitar quemarlo todo.


Una vez que todo se haya integrado perfectamente, lo pasaremos a un recipiente y  lo dejaremos enfriar en el frigorífico durante unas 2 horas aproximadamente. 


En elaboraciones de este tipo, ya sea bases para halados, crema pastelera o masa para croquetas, solemos poner un plástico film de cocina sobre la superficie, de esta forma queda mucho más protegido del aire que es el que nos forma esa tan engorrosa capa reseca.

Transcurrido esas 2 horas, habremos obtenido una magnífica crema de chocolate perfecta para comer. No obstante seguiremos el procedimiento para el helado no sin antes zamparnos unas buenas cucharadas :P

El chocolate le ha dado mucha consistencia a la crema por lo que optamos por hacer el helado de forma tradicional sin utilizar la heladera. Así pues, meteremos el recipiente en el congelador y cada 30 minutos durante las 2 primeras horas, lo removeremos para evitar la cristalización del helado.





Es diferente, con sabor intenso a chocolate y un leve toque picante. Insisto, no pica tanto, merece la pena hacerlo. Es rico, tiene chispa y sorprenderás a todo el que lo saboree. Así que...¡¡No dejéis de probarlo!!

Quien comparte su comida, no pasa solo la vida




8 comentarios

  1. ¡Qué original! Me encanta el picante, pero nunca lo había probado en un helado. Ay que ver las recetas tan originales que tenéis. Y además con una pinta exquisita.
    Os espero en mi blog. Acabo de publicar nueva receta.

    Un beso,
    Adrián.

    ResponderEliminar
  2. Lo había oído pero me sorprende ,aunque había probado unos bombones picantes en el Cacao Sampaka que desde luego no me dejaron indiferente.
    Ese aspecto tan cremoso es inmejorable .
    Un beso
    Lourdes

    ResponderEliminar
  3. Genial!!!!
    Al chocolate le va como anillo al dedo el Chili, y a mi me encanta.

    Tengo en casa un licor de vainilla con Chili y no veas que rico está.

    Tu helado se ve espectacular!!!

    Besos

    ResponderEliminar
  4. Hola Marga. Que pinta tiene ese helado, la cremosidad fantástica el sabor no lo he probado, habrá que hacerlo. Besos fuertes

    ResponderEliminar
  5. Me encanta el chocolate picante!! Estoy segura de que este helado está de 10!!

    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Ohhhh Qué interesante!! soy de picante y por tanto, este helado me ha dejado KO!
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  7. ¡Madremiadelamorhermoso!, que casi me pierdo esto... ¡yo!, fanático devorador de chiles y de chocolate negro.
    Hace muchos años que compro un chocolate negro con chile de una conocida marca y me encanta, es completamente cierto eso de que le "quita empalagosamiento" al chocolate. Eso sí, lo que nunca he probado es un helado de chocolate con chile, pero debe estar muy bueno. Por cierto, ¿habéis probado el chocolate negro con jengibre?, también es otra cosa muy sorprendente y muy rica.
    PD: ¡No sabes la cacho de idea que me habéis dado!, ¡¡¡¡si me sale va a ser la caña y lo veréis este domingo!!!!

    ResponderEliminar
  8. Ahora veo donde se tramó la genial idea de la croquetización de este mes del asalto del capitán rábano, jajaja, pues este helado me ha robado el corazón.
    Mil besos

    ResponderEliminar

¡¡Gracias por dejarnos un comentario!!

Nos hace mucha ilusión ver tu versión de esta receta, queremos ver el resultado.
Si te animas, cuéntanos si te ha gustado y envíanos una foto a azafranesycanelas@gmail.com.

¡Veras publicada la foto de tu plato!

Síguenos en Instagram

© Azafranes y Canelas. Design by FCD.