Printfriendly

La Ruta de las Especias: La Pimienta






La reina de las Especias en la gastronomía. En su justa medida podemos añardirlas a casi todos los platos junto con la sal. Ese ligero toque picante inapreciable activa nuestras papilas pudiendo apreciar así todos los sabores del plato.


Existen muchos tipos de pimientas, los cuales podríamos resumir en los siguientes:

Pimienta negra, blanca y verde
Pimienta roja o de cayena
Pimienta de Jamaica
Pimienta de Sishuan
Pimienta de Guinea
Pimienta rosa

Este resumen está hecho en función de las pimientas que hemos probado nosotros y que hemos podido conseguir. Procuramos no hablar de productos que no hayamos visto, olido y probado.

Para ser realmente sinceros, la pimienta de Guinea no la hemos catado debido a lo exótico del producto, pero nos molaba hablar de ella. Es originaria del continente africano y su uso culinario es similar al de la pimienta negra que todos conocemos, aunque su sabor es más parecido al jengibre. También es llamada Granos del Paraíso ya que existe la creencia de que es originaria del Jardín de Edén. Aunque lo que más nos ha llamado la atención es su uso en rituales amorosos y como potente afrodisíaco...Aunque siento comunicarte que es muy difícil de encontrar ya que su comercialización se centra en su zona de producción (ooooh!)





Centrémonos en la pimienta (Negra, Blanca y Verde):

Del Latín Piper Nigrum, la pimienta sigue considerándose la especia más utilizada del mundo. Planta trepadora originaria de la región Indomalaya, uniéndose como otros grandes productores Tailandia, Vietnam, Sri Lanka, Madagascar o Brasil.

La Pimienta es única en su género. Resulta decisivo su recolección y su posterior tratamiento, lo cual determinará el tipo de pimienta obtenido.

Así pues, para la obtención de la pimienta negra la recogida de las bayas se realiza poco después de llegar a su madurez, posteriormente se dejan secar durante los días necesarios hasta obtener el característico color marrón parduzco y la conocida piel rugosa que la envuelve. Es la variedad más picante e intensa y la más utilizada, seguida por la pimienta blanca y posteriormente la verde.

Por otro lado, para la obtención de la pimienta blanca las bayas se recolectan muy maduras, más que en caso anterior, para posteriormente someterlos a un proceso de fermentado en agua (y algún que otro mejunje secreto) donde la "piel" de las bayas se desprende de la semilla quedando el núcleo al descubierto, finalmente se seca al sol obteniendo la suave pimienta blanca. 





Por el contrario, para la obtención de la pimienta verde las bayas se recolectan aun muy verdes, necesitan un tratamiento específico para conservar sur verdor característico por lo que comúnmente se comercializan encurtidas o en salmuera. Nosotros logramos localizarlas liofilizadas y nos pusimos la mar de contentos, fue un momento friki total (Si, Si.. ¡¡Toma Toma!!) 

La pimienta verde es suave con sabor a hierva fresca y casi no pica...doy fe: Cuando terminé de fotografiar estos cortes longitudinales de cada una de las pimientas, me zampé media pimienta verde por la buenas y como si fuera lo más normal. Y ya que estaba en la boca la mastiqué a ver que pasaba :O Esas cosas que haces a veces y no sabes por qué. No pica mucho.






En estos cortes longitudinales de los tres estadíos de la pimienta que acabamos de comentar, podemos observar que el interior es prácticamente el mismo, variando solo la piel que la recubre y el frescor de la pimienta. Siendo más fresca la verde y más seca la negra.


La pimienta en general va bien con casi todos los platos. La negra y la blanca son muy similares y podemos utilizarla de igual forma, como curiosidad podemos utilizar las pimienta negra en elaboraciones con resultados oscuros como puede ser guisos o estofados; y la pimienta blanca en platos claros como cremas o sopas. De esta forma la camuflaremos entre los ingredientes y nadie sospechará su presencia ;)

La pimienta verde tiene un sabor más peculiar siendo su abanico de posibilidades más reducido. Adereza muy bien platos de verduras o pescados, estando su uso más extendido en la cocina asiática (esa a la que nosotros somos últimamente muy fans).

Ya para finalizar no puedo irme sin hace un inciso de los que a mi me gustan:

-Ya os comentábamos en el post sobre la Escala Scoville que la Capsaicina era el compuesto químico causante de la sensación picante y punzante de los pimientos (Chiles). En este caso la responsable es la Piperina denominada por la IUPAC como ... 

1-[5-(1,3-Benzodioxol-5-yl)-1-oxo-2,4-pentadienyl]piperidina. (¡subidón!)






Quien comparte su comida, no pasa solo la vida



7 comentarios

  1. ¡Qué entrada tan instructiva! Me ha encantado y he aprendido un montón de cosas sobre la pimienta, que todos tenemos en casa... ¡Sin duda pasaré por aquí muy a menudo además de hacerme seguidora!

    ¡Besos mil desde http://losdulcessecretosdecuca.blogspot.com.es!

    ResponderEliminar
  2. Que entrada tan interesante!!! Me encanta la pimienta, creo que es mi especia preferida, se la pongo a todo!! jejeeee.
    Un abrazo y gracias por tanta información!!!

    ResponderEliminar
  3. Lo he estudiado este año en clase y me quedé alucinada de que las tres provinieran de exactamente el mismo 'fruto', simplemente con diferentes épocas de recolección y diferente tratamiento. Es curioso todo el proceso que se lleva a cabo, muy interesante de conocer. Apuesto a que la mayor parte de la gente no conoce estos datos:P

    ResponderEliminar
  4. Me encanta la pimienta, es una especia que la admite prácticamente cualquier plato. Una entrada muy buena!
    Pásate por mi blog que tienes una sorpresa ;)

    www.haubaigozo.blogspot.com

    Un beso!

    ResponderEliminar
  5. En mi blog tienes un premio!!
    pásate sin compromiso ninguno para recogerlo.

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Que ricura una buena pimienta recién rallada :-)
    Un saludito

    ResponderEliminar
  7. Molan mucho estas entradas. La foto de la pimienta cortada es buenísima. Por cierto, yo soy muy de morder las bajas de pimienta y comérmelas... más de una, en eso la verde es fantástica, pero yo la tengo en salmuera, por fin veo vuestra famosa pimienta verde liofilizada que me tiene muy intrigado.
    A mi me gusta mucho utilizar la pimienta verde en ensaladas con escabeches, en salteados al wok y cosas así

    ResponderEliminar

Gracias por dejarnos un comentario, tu opinión nos importa.


Síguenos en Instagram

© Azafranes y Canelas. Design by FCD.