Zarangollo




Sexto asalto de la segunda temporada del #Asaltablogs. 

En esta ocasión la suerte ha recaído sobre La Rosa Dulce. Un blog sin lactosa en el hay maravillosas recetas y opciones estupendas para este tipo de intolerancia. Todo un mérito cocinar tan rico con estas limitaciones. Las fotografías son muy apetecibles y muy cuidadas lo que le añade un atractivo extra.

De forma muy cautelosa entramos en su cocina y nos quedamos ojipláticos cuando vimos su zarangollo ¡era lo que, sin saberlo, andábamos buscando!. No dudamos ni un segundo y nos pusimos manos a la obra. La receta original podéis verla en este enlace.

Hemos seguido fielmente la receta, la única variación la hemos introducido en la presentación, haciéndola un pelín más explosiva (bueno...y un toque de albahaca)

Veamos que tal nos fue...pero antes, como ya es habitual, antes de empezar os dejamos el resumen de los asaltos que guardamos en la buchaca:
 Pollo Thai salteado (en wok) del blog Rebuscando en la Despensa
Tataki de solomillo de cerdo del blog Menjar a Cala Blanca
- Huevos escoceses del blog Azúcarglass


INGREDIENTES (para 4 personas):

- 1 cebolla
- 2 dientes de ajo
- 2 patatas
- 2 calabacines
- 4 huevos de campo
- albahaca fresca
- aceite de oliva virgen extra
- sal

ELABORACIÓN:

Para comenzar corteremos las patatas en dados de un tamaño pequeño. Intentaremos que todas salgan del mismo tamaño para guardar un orden en la presentación. Haremos lo mismo con el calabacín, la cebolla y el ajo. Una vez todo cortado, lo pondremos en una olla a fuego suave con un buen chorretón de aceite de oliva y una pizca de sal. Taparemos la olla y lo dejaremos pochar durante unos 20 minutos aproximadamente. Removeremos varias veces para asegurarnos que se cocina de forma uniforme.


Una vez que todas las verduras estén bien cocinadas y hayan formado una salsa espectacular, le añadiremos unas hojas de albahaca fresca picada para aportar aromas al plato. Lo cocinaremos todo junto otros 10 minutos para terminar de aglutinar los sabores, esta vez con la olla destapada. La receta original no lleva albahaca, pero no nos hemos podido resistir a añadirla ya que nos encanta el tandem que forma con el calabacín.


En este punto, lo normal sería añadir los huevos y hacer un revuelto, peero...nosotros hemos vuelto a darle protagonismo a la yema del huevo y lo vamos a presentar con unos huevos escalfados. De esta forma, cada comensal rompe su yema y mezcla todo los sabores en su plato. Además de ser divertido, queda muy visual y el inevitable...  oooh!! ... cuando se explota la yema  es de lo más gratificante.

Pues bien, escaldaremos los huevos en abundante agua. Para ello pondremos una olla amplia al fuego con un plato en el fondo de la misma. El plato es para evitar que el huevo reciba el calor directo del fondo de la olla. Con ayuda de un termómetro alcanzaremos los 80 grados aproximadamente. Si no dispones de un termómetro, te podemos decir que esa temperatura se alcanza cuando el plato comienza a castañear suavemente en el fondo de la olla. 

Cascaremos los huevos sobre una espumadera para eliminar toda la clara líquida. Tan solo nos quedaremos con la clara consistente alrededor de la yema. Así nos aseguramos que  nos quede un huevo escalfado bien redondito y recogido. 




Sumergiremos los huevo en el agua y los escalfaremos durante 4 minutos aproximadamente. Transcurrido ese tiempo los sacaremos y les cortaremos la cocción metiéndolos unos segundos en agua fría. 



Presentaremos el plato con las verduras en forma de tartar con el huevo escalfado encima. Para añadir algo de color, le pondremos unas tiras fritas de piel de calabacín y sal.  Sencillo y bonito. Así que...¡¡No dejéis de probarlo!!


Quien comparte su comida, no pasa solo la vida



30 comentarios:

  1. Mmmmmmm, que rica se ve la recetas que nos presentas para esta ocasión en el asalta blogs. Esa yema cayendo lo dice todo!!

    Un besito,
    Sandra von Cake

    ResponderEliminar
  2. Ainss esa yemita cayendo en cascada, es de lo más apetecible! Me ha encantado la receta y te ha quedado deliciosa!
    Muy buen asalto
    Besos

    ResponderEliminar
  3. ¡Jajajjaa!
    A mi me pasó igual. Con el zarangollo fue amor a primera vista. ¡Ya decía yo que me faltaba un cacho! Jejjee. Espectacular tu versión con ese huevo poché chorreante...muero...¡enhorabuena compi!

    ResponderEliminar
  4. Me gusta mucho la presentación , te ha quedado de lujo, espero que te haya gustado tanto como a mi. Bss

    ResponderEliminar
  5. Que bien explicadito todo. Lo vuestro es pasión huevil y le vais dando protagonismo en cuanto podéis ;).
    La verdad es que yo también lo tuve claro, mi asalto fue amor a primera vista y no seguí, porque si lo hubiera hecho igual me hubiera tirado por este zarangollo, ¡qué le tengo ganas!

    ResponderEliminar
  6. mmm una receta sana y deliciosa. me encanta! ademas te ha quedado muy bonito presentado. Es un gran asalto.
    un beso!
    http://elbauldelasdelicias.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  7. Hoola!
    vengo del Calderodenimue, y ya le he contado lo que me pasa con el zarangollo de marras, ahora viendo el tuyo me confirma la sospecha de que a pesar de su nombre es un plato que puede ser muy fashion!
    Bss
    Marisa

    ResponderEliminar
  8. Hoola! vengo del Calderodenimúe, al que le he explicado el trauma del zarangollo, ahora viendo el tuyo me voy convenciendo que sí, que puede ser un plato muy fashion!
    Bss
    Marisa

    ResponderEliminar
  9. Hemos coincidido en receta, que riquisima estaba y que facil nos soluciona una cena, verdad? Lo del huevo encima me ha gustado, lo pruebo la siguiente vez :)
    Besosssssss

    ResponderEliminar
  10. Qué buen asalto =)
    Te llevaste un buen plato de la cocina de Rosa ;)
    Feliz domingo. Un besote compi!

    ResponderEliminar
  11. De 10 y con el detalle del huevo escalfado ya me tienes el corazón ganado

    Un abrazo, Mónica

    ResponderEliminar
  12. Ufff, esa fotoooo con la yemita cayendo!! Se me hace la boca agua y eso que acabo de comer jajaj. Un besito, muy buen asalto compi!

    ResponderEliminar
  13. Madre mía se nota que el huevo es de gallina feliz porque el color es una pasada, preciosa presentación. Besos.

    ResponderEliminar
  14. Esta forma de presentar el zarangollo me ha parecido perfecta. En casa lo solemos hacer, y es esa clase de receta que nunca publicas porque la foto no es buena. Pero lo has resuelto fenomenal y además le has dado un punto increíble a la receta.

    ResponderEliminar
  15. Qué presentación tan original! preciosa esa yema deslizándose... Un beso!
    Elena recetas con mimo

    ResponderEliminar
  16. Enamorada he quedado esta receta. Y esa foto del huevo derramándose.... por favor, un poquito de pan para mojarlo.
    Asalto de lujo. Besotes

    ResponderEliminar
  17. Estupendo asalto y presentación, que hambreeee! Besitos!

    ResponderEliminar
  18. Hola Marga, una fácil y sana propuesta, verduritas acompañadas de las proteínas del huevo. Un plato muy equilibrado. Un besote.

    ResponderEliminar
  19. Fabulosa y te ha quedado impresionante con el huevo en su punto cayendole...Bess

    ResponderEliminar
  20. Pero que buena pinta dioss mio!! Me encanta con el huevo poche, es una delicia. Queda muy bonito presentado en forma de tartar, la verdad es que te ha quedado muy muy bonito.
    Un beso guapa!

    ResponderEliminar
  21. Desde luego que no podía tener otra presentación mejor! la vista de esa yema cayendo cremosa por el zarangollo... uff!! es que tengo que hacerla ya! Felicidades por el asalto, es una maravilla! Un beso.

    ResponderEliminar
  22. Ay madre mía qué cosa más rica. Me traigo mis panes aquí, que este palto es de los de empezar a mojar y no parar. Enhorabuena, te ha quedado una versión muy interesante del clásico revuelto. Un saludo!

    ResponderEliminar
  23. Oohhhh
    Me encanta la idea del huevo escalfado
    Con la yema cayéndose...
    Que ricoo

    Un abrazo de Cecilia de Un Postre Para Pantagruel

    ResponderEliminar
  24. Que zarangollo tan cuqui!!! Me encanta!!! Es de restaurante súper coqueto... y además bueno tiene que estar para parar un tren... mmm!!! ^_^

    ResponderEliminar
  25. Me ha encantado esa presentación. Lo pruebo esta misma semana!!

    ResponderEliminar
  26. Qué bonita presentación del plato con esos cambios tuyos personales que le has dado.
    Felicidades!! Debe de estar riquísimo este plato.

    Un besote

    ResponderEliminar
  27. No sé si te lo he dicho alguna vez pero me chiflan esos churretones del huevo escalfado! Qué plato más bueno y qué bien presentado, Marga!! Buen asalto!!
    Un beso

    ResponderEliminar
  28. Que rico! No conocía esta receta y me parece deliciosa! Menudo botín! Nos vemos en el próximo asalto! Besos

    ResponderEliminar
  29. Esta receta tiene un no se qué que me tira!!! La guardo en pendientes para cuando llegue el veranito y tenga patatas y verduras de mi huerto. Y este huevito, bufffffff una cocción perfecta. Felicidades, un gran asalto!
    Blanca

    ResponderEliminar
  30. Una presentación ideal y explosiva como dices, me encanta. Besos. La ladrona de guante violeta

    ResponderEliminar

¡¡Gracias por dejarnos un comentario!!

Nos hace mucha ilusión ver tu versión de esta receta, queremos ver el resultado.
Si te animas, cuéntanos si te ha gustado y envíanos una foto a azafranesycanelas@gmail.com.

¡Veras publicada la foto de tu plato!

Printfriendly

Síguenos la pista