Printfriendly

risotto de remolacha con Salmonetes



Es posible que un plato mar y montaña nos asuste hacerlo en casa.


¿Mar y montaña? Generalmente es un tipo de plato donde se combinan productos del mar como pescados o mariscos, con productos de la tierra como carnes y embutidos.

Nos encanta experimentar con este tipo de combinaciones, y como resultado hoy te traemos un plato donde combinamos el sabor terroso de la remolacha y del salmonete.

Es incuestionable el sabor a tierra que aporta la remolacha. Sabe a tierra de invierno humedecida por la fresca lluvia de mañanas sin sol.

El salmonete sabe a tierra de mar, a marisco y a roca de mar. Es un pescado que se alimenta de pequeños crustáceos y que vive cerca de lechos rocosos y fangosos. Es un sabor inconfundible con una textura especial, hemos de confesar una cierta filia con el sabor de los pescados de roca. Son sabores con personalidad que no pasan desapercibidos.

Dicho ésto, hoy mezclamos remolacha y salmonetes en un sorprendente risotto.  ¡Toma nota!

INGREDIENTES (para 4 personas):
- 6  remolachas cocidas
- 2 salmonetes frescos
- 300 gr arroz Carnaroli
- 1 litro caldo de pescado
- 2 chalotas
- 1/2 puerro
- 2 diente de ajo
- 150 ml de vino blanco
- queso parmesano
- aceite de oliva virgen extra
- sal
ELABORACION:

Comenzaremos extrayendo el jugo de las remolachas con ayuda de una licuadora. Para ello las partiremos en trozos pequeños y las iremos licuando poco a poco. De estas 6 remolachas que os decimos se obtiene unos 300ml de jugo. Lo reservaremos.



Continuaremos picando las chalotas, el puerro y el ajo y sofriendolo con un poco de aceite de oliva y una pizca de sal.

Antes de que el sofrito comience a tomar color le añadiremos el arroz, le daremos unas vueltas y le añadiremos un par de cazos del caldo previamente calentado.



A continuación añadiremos los 300 ml de jugo de remolacha también previamente calentado y continuaremos haciendo el risotto. Lo removeremos de forma constante e iremos añadiendo más caldo caliente si viéramos que es necesario.


Transcurridos unos 18 minutos aproximadamente, veremos que el arroz se ha ido compactando proceso en cual ha ido atrapando en su interior todo el sabor.

Añadiremos un toque de queso parmesano.



Previamente a los salmonetes les habremos sacado los lomos. Los cocinaremos en una sartén bien caliente y sobre un trozo de papel de horno, de esta forma nos aseguramos de no estropear los delicado lomos. Los asaremos solo la por parte de la piel. El resto se terminará de cocinar con el calor residual del arroz.


Trucos y consejos:

- Casi todo puedes tenerlo preparado con antelación: el licuado de remolacha, el sofrito y el caldo. Lo único que debe ser del día son los salmonetes.

- Sacar los lomos del pescado es muy sencillo, no obstante, en tu pescadería habitual te los pueden preparar tal como tu les diga.

- La remolacha suele aportar tonos dulces, seguramente se corrija con el queso parmesano, de todas formas se corregirá con el queso.


- El salmonete es un pescado muy delicado, sigue los pasos que os hemos dado para cocinarlos. Recuerda hacerlo solo por la parte de la piel, el resto se terminará de cocinar con el calor del arroz.

- Puedes terminar el plato con un toque de sal de escamas. Se potenciarán todos los sabores.


Apunta esta receta porque vas a alucinar con su resultado, así que..¡¡No dejéis de probarla!



Quien comparte su comida, no pasa sol la vida


Publicar un comentario

Gracias por dejarnos un comentario, tu opinión nos importa.


Síguenos en Instagram

© Azafranes y Canelas. Design by FCD.