Printfriendly

Cómo cocinar codillo de cerdo asado


El codillo es una parte del despiece del cerdo, en concreto, se sitúa en la parte central de las patas del animal muy próximo a las articulaciones. Es una carne con muchas hebras y gan cantidad de colágeno. por lo que el resultado tras la cocción suele ser meloso y cargado de sabor.
Su cocción, eso sí, requiere bastante tiempo para obtener el resultado deseado. Ello se debe a lo comentado anteriormente, su carne hebrosa y la gran cantidad de colágeno requiere una cocción lenta y duradera. 
En esta ocasión lo vamos a hacer asado, al horno. Necesitas muy poco ingredientes y un par de horas por delante. Vamos a ello:

INGREDIENTES (para 4 personas):

- 2 codillos de cerdo
-1 vaso de vino blanco
- aceite de oliva virgen extra
- pimienta negra molida
- sal

ELABORACIÓN:

Tal como veis en la imagen inferior, un codillo de cerdo es lo suficientemente grande como para satisfacer a dos comensales. Es por ello que para 4 personas solo vamos a necesitar 2 codillos.

Ambas piezas las pondremos en una bandeja apta para su uso en el horno y les añadiremos aceite de oliva virgen extra. Nos podremos ayudar de una brocha de cocina o de los mismos dedos para embadurnar bien los codillos de aceite. 


Una vez bien cubiertos de aceite les añadiremos la sal y la pimienta negra recién molida. Vertemos un vaso de vino blanco en el fondo de la bandeja y la introducimos en el horno precalentado a 160 grados centígrados.

Hasta aquí la parte complicada del plato. ¡¡En serio!! Esto tan sencillo que acabamos de hacer es la parte más difícil 😂😂

Ya lo nos queda esperar unas dos horas aproximadamente para poder disfrutar de este plato tradicional.


Transcurrida una hora aproximadamente le podremos dar la vuelta a la carne para que se cocine y tome color tostado por todos sus lados. Veremos como en el fondo de la bandeja se va formando una salsa cargada de sabor, ¡No la tires! Puedes presentarla perfectamente con los codillos. En esta receta de jamón de cerdo al horno puedes ver una técnica para recuperar la salsa del fondo de la bandeja donde hayas horneado una carne.


Trucos y consejos:


- Tal como veis en las primera imágenes, el codillo tiene muchas fibras y algo de grasa exterior. Si lo vas a cocinar al horno puedes dejarlo sin ningún tipo de problema; sin embargo si vas a cocinar el codillo en una olla a presión para un guiso si te recomendamos que lo retires. En el horno se nos va a deshacer y nos va a aportar sabor al conjunto, pero en un guiso solo va a suponer una grasa extra no muy agradable al paladar.

- Añadimos primero el aceite a los codillos y luego la sal y la pimienta con idea de que las especias se queden adheridas a la carne por efecto del aceite. De esta forma nos aseguramos que no acaban en la bandeja del horno.

- La salsa puedes hacerla tal como os comentábamos, en esta receta de jamón al horno puedes verlo, o también puedes usar una salsa casera que le aporte matices diferentes, como por ejemplo esta salsa barbacoa casera.



Sin duda este es un plato sencillo aunque te sirve a la perfección para una ocasión especial. SI tienes invitados en casa, estos codillos se hacen solo mientras disfrutáis del aperitivo. Por esa y todas las razones que os hemos comentado...¡¡No dejéis de probarlos!! 

Quien comparte su comida, no pasa solo la vida

Te recordamos nuestros perfiles en las redes sociales por si queréis un contacto instantáneo con nosotros: FacebookTwiterInstagramPinterestGoogle +

Publicar un comentario

Gracias por dejarnos un comentario, tu opinión nos importa.


Síguenos en Instagram

© Azafranes y Canelas. Design by FCD.