Salsa barbacoa casera (paso a paso)




¡¡Autentica salsa barbacoa hecha en tu propia casa!! 
¡¡La genuina BBQ Sauce salida de tu mismísima cocina!!

Esa salsa 100% Americana que hará las delicias de tus carnes y verduras a la brasa.

Antes de cocinarla pensaba que era casi imposible hacer esta salsa en casa y que saliera buena. Es más, antes de hacer mi propia salsa barbacoa era un alma errante por los supermercados en busca de una salsa de este tipo que me sorprendiera. Todas son iguales: avinagradas y excesivamente saladas.

Esta receta se caracteriza por dotar a la salsa de un sabor a tomate imprescindible a mi juicio. El pimentón ahumado aporta la esencia del sabor barbacoa y las especias y el toque picante redondean todo el conjunto.


INGREDIENTES:

- 1,5 cebollas blancas (una cebolla y media)
- 2 tomates maduros
- 6 dientes de ajo
- 200 gr de concentrado de tomate
- 50 gr de miel
- 1/2 cucharadita de pimentón dulce
- 6 chorros de tabasco
- 1 cucharada de ketchup
- 4 gotas de salsa worcestershire
- 1 cucharada de orégano
- 1 cucharada de tomillo
- pimienta recién molida
- Aceite de oliva virgen extra
- sal

ELABORACIÓN:


Las salsas prácticamente se hacen solas, solo hay que prestarles un poco de atención al principio y después se las arreglan ellas solitas a fuego suave.

Este caso no va a ser una excepción así que al principio tendremos que estar un poco más atentos con el sofrito de la cebolla y el ajo.



Cortaremos ambos ingredientes en trozos medianos y los refreiremos en aceite de oliva con un poco de sal. Siempre es mejor que primero echemos el ajo para que suelte todo su sabor y después la cebolla. 

A continuación añadiremos las especias (orégano, pimienta y tomillo), el pimentón y el concentrado de tomate. Seguiremos sofriendo el conjunto durante unos minutos más y añadiremos el resto de ingredientes: los tomates picados, la miel, el tabasco, el ketchup y la salsa  worcestershire.


Ahora ya solo nos quedará dejar la olla a fuego suave para que el tomate vaya deshaciéndose poco a poco. Podemos añadir 1/2 vaso de agua para facilitar el proceso de mezclado.

Transcurrido unos 40 minutos la salsa ya habrá tomado su forma definitiva, solo nos quedará pasarla por una batidora para dejarla fina y sedosa.




El concentrado de tomate será la base de la salsa, la miel aportará su dulzor y proporcionará la textura melosa de la salsa. El pimentón es imprescindible, y si es ahumado mejor. El tabasco aporta el picante a esta salsa, lo que hará que no puedas parar de comerla. 


El ketchup y la salsa worcestershire marcarán la diferencia aportando un plus de sabor y finalmente las especias como el tomillo, la pimienta y el orégano son imprescindibles para ese toque especiado tan característico de este tipo de salsa. Así que...¡¡No dejéis de probarla!!

Quien comparte su comida, no pasa solo la vida



3 comentarios:

  1. Tiene que estar buenísima. La hago en grandes cantidades la envaso al vacío y luego se la echo a todo. Se acabó comprar salsa bbq industrial. Gracias por la receta

    ResponderEliminar
  2. Uff!! Qué buena!
    En casa nos encantada, así que, me voy a guardar tu receta para probarla pronto =)
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  3. Apuntada ya mismo, me gusta todo, aunque me sorprende quizá lo de los 6 dientes de ajo y una cosa que me despista un poco, ¿por qué tomate maduro y aparte concentrado de tomate?.

    ResponderEliminar

¡¡Gracias por dejarnos un comentario!!

Nos hace mucha ilusión ver tu versión de esta receta, queremos ver el resultado.
Si te animas, cuéntanos si te ha gustado y envíanos una foto a azafranesycanelas@gmail.com.

¡Veras publicada la foto de tu plato!

Printfriendly

Síguenos la pista