Tortilla de espinacas y champiñones





Nos cuesta imaginar como se las arreglaban cinco o seis siglos atrás sin poder echar mano de unas patatas para arreglar rápidamente un plato caliente de comida. 

La trajeron de las recién descubiertas AméricasAquí se despreció al principio y su uso se centraba en alimentar al ganado y como planta ornamental, debido a sus vistosas flores y su fácil proliferación.

Debieron pasar muchos años para que las patatas fueran las protagonistas de la paupérrima gastronomía del viejo continente, calmando así muchos estómagos y evitando hambrunas entre la decadente sociedad Europea.

Y un día, seguramente por casualidad, coincidió con el huevo. Y comenzó una tórrida historia de amor cargada de revueltos, purés y tortillas. Un matrimonio inseparable que continua a día de hoy, y nos atrevemos a afirmar que continuará para siempre.

Y como hija predilecta de dicha unión está la tortilla de patatas. Hay tantas como personas se pongan en faena a hacerla. Las posibilidades son infinitas. He aquí un ejemplo de ello:

INGREDIENTES (para 4 personas):

- 2 patatas medianas
- 300gr de champiñones
- 200gr de espinacas frescas
- 4 huevos de campo
- 1/2 cebolla
- aceite de oliva virgen extra
- sal

ELABORACIÓN:


Para comenzar escaldaremos las espinacas. En esta ocasión las hemos puesto en una olla amplia con un poco de agua, cuando ha comenzado a hervir hemos retirado la olla del fuego y hemos puesto las espinacas en un escurridor para eliminar todo el agua. Otra opción a tener en cuenta sería escaldarlas al vapor en una vaporera. Normalmente los juegos de ollas de cocina incluyen este tipo de utensilio.



Mientras escurren bien las espinacas, cortaremos la cebolla en juliana y la pondremos en una sartén con aceite de oliva virgen extra. Pondremos la sartén al fuego y la refreiremos ligeramente hasta que comience a dorarse. Seguidamente le incorporaremos los champiñones cortados en trozos pequeños, previamente los hemos lavado bien y eliminado cualquier resto de tierra.



A continuación, añadiremos las espinacas a la sartén con una pizca de sal y dejaremos que se integren perfectamente los sabores.

Paralelamente, pelaremos las patatas y las cortaremos en rodajas muy finas. Las freiremos en abundante aceite de oliva virgen extra. Una vez bien doradas las sacaremos y las reservaremos en un recipiente amplio. 

Por otro lado y volviendo a las espinacas, colaremos con la ayuda de un colador grande este refrito de cebolla, champiñones y espinacas. La idea es eliminar todo el exceso de aceite para que la tortilla no salga pesada. El aceite sobrante lo reservaremos para engrasar la sartén donde vayamos a hacer la tortilla.



Lo mezclaremos todo, las patatas y el refrito anterior junto con los huevos. Añadiremos un poco de sal y removeremos de forma que se nos forme una mezcla homogénea.

Finalmente, pondremos un poco de aceite (del que habíamos reservado) en una sartén y cuando esté bien caliente añadiremos toda la mezcla anterior. Bajaremos el fuego y cocinaremos durante unos 15 minutos aproximadamente.



Transcurrido ese tiempo, le daremos la vuelta con ayuda de un plato amplio o si somos más atrevidos, con un acertado golpe de muñeca ;) Yo con las tortillas francesas me atrevo y a veces no destrozo la tortilla...con este porte no las tengo todas conmigo.



El corte es muy vistoso y el sabor es realmente bueno. Los ingredientes son bastante socorridos y no nos puedes negar que no hay alguna ocasión en la que coincidan todos en tu despensa. así que...¡¡No dejéis de probarla!!



Quien comparte su comida, no pasa solo la vida



5 comentarios:

  1. Woauuuuu!!! Que ricura por dios!!!
    Me hago un bocata ahora mismo con tu tortilla!!! Qué rica.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Una rica tortilla que es nutricionalmente completa, si se quiere hacer un poquito más light hornearla. Tu intriga es saber cómo se las arreglaba el mundo antes de las patatas, te cuento que en la época medieval se alimentaban habitualmente de simples gachas (elaboradas con cereales o frutos secos) y pan, otros alimentos como puede ser la carne, los huevos y el pescado eran completamente estacionales Pero antes de todo esto con legumbres y algunos cereales de la época.Y me has motivado para que en algunos días escriba sobre el tema que es muy interesante
    Besos hoy desde
    http://siempreseraprimavera.blogspot.com.ar/2015/05/restaurant-margarina.html

    ResponderEliminar
  3. Madre mia que pintaza!! igual la hago para mi comida de mañana, tiene que estar maravillosa, y con lo saturada que estoy de huevos de mis gallinitas de esta manera me desprendo de alguno más, de lo contrario ya no se que hacer con ellos...Bess

    ResponderEliminar
  4. Riquísima esta tortilla Marga! Me encanta la mezcla de patatas y verduras para las tortillas, besos

    ResponderEliminar

¡¡Gracias por dejarnos un comentario!!

Nos hace mucha ilusión ver tu versión de esta receta, queremos ver el resultado.
Si te animas, cuéntanos si te ha gustado y envíanos una foto a azafranesycanelas@gmail.com.

¡Veras publicada la foto de tu plato!

Printfriendly

Síguenos la pista